El obrador de Gourmet Ared desprende el olor de los dulces acabado de hacer que, impregnándolo todo, nos traslada a nuestra niñez y nos abre el hambre. Trabajamos siempre de manera artesanal, y con productos de proximidad y de primera calidad que respeten el medio ambiente.

Llevamos desde 2006 ofreciendo productos de alta calidad, artesanales y socialmente responsables.

Adquiriendo nuestros dulces, contribuyes a hacer posible que personas que conocen la realidad de la exclusión social construyan, con su formación y profesionalidad, una nueva oportunidad de futuro.

Menú